miércoles, abril 20, 2005

habemus papam, habemus papam,
balan en su rebaño los corderos del mundo.
América,
Latina todavía de sumisión, pero jamás romana,
prosigue con su misa:
más bocas, rápido, más bocas,
pues hay que remplazar a los que mueren de hambre,
mas bocas, que el pontífice,
sumo mas no sumiso observa desde Roma.

3 comentarios:

Daniguitar dijo...

Si con medios insuficientes se refiere a un Estado propio, con miles de turistas al año, una jerarquía intocable y unos dogmas incuestionables, además de las arcas que nadie sabe cuánto guardan, sí, puede que el Señor sepa trabajar con medios insuficientes. Aunque quizás trabajaría mejor desde la verdadera pobreza, como lo hizo Jesús. Asco de Iglesia.

Gebeleizis dijo...

Yo hblo Esperanto y mi blog es todo en Esperanto. Nada de monstruozidad!!!

Agustín dijo...

Aunque panfletario, certero, este poema lo suscribiría con mucho gusto, de no ser porque tú no lo llmarías poema. Pero sí, lo es.